Son del cubano turista.


 Aunque parezca una "papa"
no será cosa sencilla
pues queda mucho arribista
que no quiere que el cubano
algún día sea "turista".

Un ejemplo es el que diera
el compañero Alarcón
que dijo que si tol mundo
se subiera en un avión
tan grande seria el relajo,
la guasa y el titingó
que el cielo se oscureciera
con tremenda trabazón,

Yo creo que aquí el asunto
no pasa por eso, no,
pues tendrían que aguantar
que cualquier hijo de Dios
paseara como un virrey
por Londres o Nueva York,

Soportar que a cualquier hora
en medio de un vacilón
un cubanito cualquiera
venga y le llame cabrón
al funcionario que goza
de anónima condición.

Que a Mariela en los desfiles
que hace en representación
un pájaro sin carné
del Cotorro o Luyano
le grite que es una bicha
que vive del maricón.

Se nos abrirían los ojos
al ser  cualquiera  “señor”
que trabaja y tiene aquello
que siempre se nos negó.

Que el bloqueo es en la mente
de aquel que nos encerró
como bestias en la jaula
que solito construyó.

Demasiado que perder,
demasiado, creo yo,
pero  quede en
las cabezas dónde vive
la ilusión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dimelo cantando.